De qué forma reconocer el phishing de forma fácil

El phishing consiste en una serie de técnicas en las que, a través de ingeniería social, se trata de conseguir un beneficio a costa de la integridad de unos datos personales. Podemos percibir mensajes de phishing tanto por mail, SMS, llamadas telefónicas o bien redes sociales. El phishing no es algo nuevo, lleva marchando prácticamente dos décadas y no son más que la transposición de los frecuentes timos tradicionales, que ven en la red de redes un nuevo campo de actuación. Por ingeniería social se aprovecha de aquellos datos que vamos dejando, por poner un ejemplo, en redes sociales. Estos pueden ser aprovechados por los criminales para conseguir un perfil nuestro muy definido. Pueden conocer nuestros gustos, aficiones, lugares que nos agrada visitar, la compañía en la que trabajamos… Con todos estos datos se puede preparar un mensaje que nos parezca admisible y en el que caigamos de manera fácil. Reconocer el phishing nos resulta demasiado complejo, mas a veces nos dejamos llevar por las prisas y caemos. De ahí que, tomar nota de estos consejos puede asistirte a sostener el phishing a raya.

Eludir el phishing, todo cuanto debes saber

Primeramente comenzaremos por el que recibimos a través de SMS, asimismo conocido como SMishing. Estos mensajes acostumbran a tener como expedidor un número móvil corriente o uno más largo y con prefijo de otro país. En ellos siempre y en toda circunstancia hay un link que se nos invita a pulsar con mucha emergencia. Dados estos mensajes siempre y en toda circunstancia debemos actuar de igual forma, eliminándolos. Basta leer el contenido para saber que nos hallamos frente a un intento de estafa. Se nos comunica que debemos recoger un bulto que no ha podido ser entregado, o, que tenemos un descubierto o bien cualquier incidencia en nuestra cuenta bancaria y que debemos solventarlo con velocidad. Si el aviso lo recibes de un banco con el que no tienes relación comercial, ni te incordies, mas si se trata de tu banco, comprueba la autenticidad del mensaje llamando a tu entidad para confirmarlo. La prisa o bien la emergencia siempre y en todo momento es la aliada de los estafadores, con lo que frente a un mensaje tan urgente, lo mejor es hacer lo opuesto y tomárselo con calma. Examina la información, copia el contenido del mensaje y pégalo en el buscador que emplees. Seguro que consigues información interesante y que te acabará de sacar de dudas.

Asimismo podemos toparnos con la variación tradicional, la que se recibe por e mail. Nuestra bandeja de SPAM acostumbra a estar llena de mensajes variadísimos, si bien de cuando en cuando alguno se cuela a la bandeja de entrada y ahí en donde se halla el riesgo. Las claves para advertirlo son estas:

  • La redacción acostumbra a ser realmente pobre. Hay expresiones poco comunes en nuestra lengua, y hay fallos ortográficos y gramaticales.
  • Si el mensaje cuenta con logos, se aprecia que los tonos de los colores pueden ser diferentes o bien que las proporciones no son las convenientes.
  • El expedidor del correo utiliza un dominio de Hotmail, Gmail o bien cualquier distribuidor gratis. Es muy atractivo en el caso de empresas, ninguna de ellas se marcha a dirigir a ti desde un dominio no corporativo.
  • La prisa y la emergencia son las señas. Se te notifica de que tienes una multa pendiente, de que tu cuenta corriente está bloqueada o bien que se han suspendido unos servicios a los que estás aparentemente subscritos.
  • Los links con los que cuenta el mensaje no tienen protocolo de seguridad https.

Por consiguiente, todos estos detalles nos están señalando que ese mensaje que hemos recibido no tiene verosimilitud. Hacer un buen empleo de los filtros de e-mail es la mejor medida, y si alguno se ha colado en la bandeja de entrada, marcarlo como correo no deseado a fin de que no vuelva a pasar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *