Uso de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies.

Contrata una limpiadora por horas

Introduce tu código postal

Reserva tu limpieza en menos de 1 minuto

Pago seguro

Cancelación gratis

Incluye la limpieza de la nevera en tu reserva con etece


Limpiar la cocina a diario es algo que todos debemos hacer para mantener un ambiente saludable en nuestro hogar. Y es que los restos de comida crean el caldo de cultivo para las bacterias, lo cual no resulta nada saludable. Seguro que no quieres preparar la comida en una encimera sucia. Sin embargo, muchas veces olvidamos que hay tareas que aunque no son diarias, debemos realizar en profundidad al menos una vez al mes, como por ejemplo limpiar la nevera. Para que te resulte más sencillo, a continuación te traemos algunos consejos para la limpieza del frigorífico que harán que tus alimentos se conserven siempre en las mejores condiciones.
Lo primero que debes hacer es tirar a la basura todos los alimentos que hayan caducado o que se hayan estropeado y apartar aquellos que se encuentren en buenas condiciones para ser consumidos. Después retiraremos las baldas para poder limpiarlas y desinfectarlas correctamente. Una vez estén limpias, continuaremos limpiando el interior de la nevera, para lo cual necesitaremos un paño húmedo. Lo más eficiente es empezar desde arriba y seguir hacia abajo, prestando especial atención a las zonas en las que enganchamos las baldas, ya que en ellas suelen acumularse muchos restos de comida que pueden convertirse en un foco de bacterias. Por último, limpiaremos el marco de la puerta, haciendo especial hincapié en el mango, ya que es lo que más se ensucia.

¿Cómo incluir la limpieza de la nevera en mi reserva?


Si no encuentras tiempo para limpiar la nevera o esta tarea te resulta demasiado pesada, en etece te ofrecemos la solución perfecta para ti. Solamente tendrás que dedicar un minuto para encargar tu servicio de limpieza. Dinos tu dirección y el día y la hora que mejor te vienen y nosotros nos ocuparemos de enviarte una limpiadora a domicilio para realizar el trabajo. De esta forma, además de ahorrarte mucho tiempo, te ahorrarás el esfuerzo de tener que hacerlo tú mismo y podrás disfrutar de una nevera siempre impecable.

Gracias a nuestra plataforma encontrarás de forma rápida y sencilla la ayuda doméstica que necesitas. Con la garantía de que todas nuestras limpiadoras han pasado por un estricto proceso de selección para asegurar a nuestros clientes un servicio de máxima calidad adaptado a sus necesidades. Pero si por cualquier razón no quedas satisfecho con los resultados, no tendrás que abonar ni un solo céntimo por el trabajo. ¡Todo son ventajas!